html> Los archivos del Dr. Benway: Cuidado con esos tipos del Tecnonúcleo, son muy chungos Los archivos del Dr. Benway
Contador Manipulado de visitas
PERFIL
Image hosted by Photobucket.com
Nombre: Dr.Benway
Edad: Infinita
Dios: Nyarlathotep

Pueden mandar sus ideas, sugerencias o amenazas de muerte a:
draberracion@hotmail.com

DECLARACION DE PRINCIPIOS

Practicando exorcismos en este siglo aberrante que nos contempla por encima del hombro

y aventurándose sin escolta en los callejones de la modernidad,

maldiciendo la falsa conspiración que nos mantiene entretenidos

desde el laboratorio de aberraciones dominaremos el mundo

MORDED EL POLVO DEMONIOS DE LA ESTUPIDEZ

Este blog tiene el honor de formar parte de
Image hosting by Photobucket


REORDENANDO UN POCO EL CAOS


HISTORIA
Los piratas buenos del Indico
Abbas I
La estatua de Zeus
Juan Rana
El templo de Artemisa
Vlad el Empalador
El fuego inolvidable
El Coloso de Rodas
Las Cruzadas impopulares
Mao
Bahía de Cochinos
Los jardines de Babilonia
La papisa Juana
Ching Shih
Bliztkrieg
Silvestre II


CINE
Reservoir Dogs
Ghost in the Shell
El hombre con rayos X en los ojos
Alta Fidelidad
12 hombres sin piedad
American Splendor
Izo
Los siete Magníficos
Billy el niño contra Drácula
Carlito's Way El Ascenso
Zebraman
Jesucristo Cazavampiros
Stacy El ataque de las colegialas Zombies
Kamikaze Girls
Jail Bait
Kwaidan
Mujeres Prehistóricas
Starship Troopers
Theatre of Blood
Los invasores de otros mundos
Los perros de mi mujer
Rocky Balboa
Kuroneko
Lady Snowblood
Black Snake Moan
El tesoro perdido de Atlantis
Walker, la película
Batallas sin honor ni humanidad
Female Yakuza Tale
Dead Snow


MITOLOGIA

Zeus
Hera
Afrodita
Atenea
Artemisa
Ares
Hefesto
Dionisos
Hades
Poseidon
El rapto de Perséfone
Asceplio
La boda de Eros y Psiquis
La infancia de Heracles
Las 12 pruebas de Heracles
Belerofonte
Apolo


CINE EN COMPRIMIDOS EFERVESCENTES

El Tercer Hombre
Río Bravo
Gilda
El buscavidas
Casi famosos
Smoke


MUSICA

The Doors
Appetite for Destruction
Agila
Brave
Friday Night in San Francisco
Nigel Kennedy
The Evening with John Petrucci and Jordan Rudess
Bob Dylan MTV Unplugged
Joe Bonamassa
Sailing to Philadelphia
A Feast of Wire


COMPIS LOCOS DE ATAR

Homer Simpson
Luca Torelli
Nicola Tesla (1)
Nicola Tesla (2)
Travis Bickle
John Dillinger
Chuck Norris
Philip Marlowe
Paul Kersey
Vincent Price
Científicos Chiflados

LA CONSULTA
Forfy
Higronauta


MONSTRUOS Y LEYENDAS

El basilisco
El Ghoul
El zombi
El Vampiro
El Nigromante
El Jabberwock
El Golem
El Dragón
El Ave Fénix
La lamia
El Kraken
El Roc
El Unicornio
El Wyrm


OTRAS COSAS

PI
El Almuerzo Desnudo
Mad TV
The Battle of Olympus
Genshiken
Sensible Soccer
Street fighter 2
Elfen Lied
The IT Crowd
El ejército celestial
Los ángeles de la guarda
Oleg Salenko
Samurai7
Estimado Guionista
Generación X
X-COM Terror from the Deep
Los Santos bizarros
Eureka
Filósofos Urbanos
Alone in the Dark
Australia Mola
Top 10 Robots
Football Glory
Bailes de cine
Los Cantos de Hyperion
Californication


OTROS BLOGS ABERRANTES


CULTURALES
Una página alternativa
La canción del Bardo
guasibilis
Japonés con Katsu
Micronesia en el cerebelo
El Dragón Rojo
Bloppeando


BIZACORAS
El blog ausente
La página 36
Cine, vicio, subcultura
Hijo Tonto
Aura
Clorfelamina Maleato
Kalimero's Zone
El Gabinete del Dr.Zito
Crazy Japan!
Higroblog
Pradera sin ley
Basta de Bastas
El Emperador de los Helados
Mad World
Historia Particular del Mundo


CINEFILOS
La ruina de la familia
Ice Cream You Scream
Zucine
El Gabinete del Dr.Strangelove
Henrique Lage
Un Dia de Furia
Dimensión Fantástica


RETRATISTAS DEL MUNDO
La Hila
El boletín de la cancillería
El blog de un inadaptado
La culpa es del teclado
Diario de una secretaria Anarkista
El blog de Camilo de Ory
Citas Ciegas
Confusion Time
La Mosqueperra
Strange BlogWorld
Kaleidoscope Girl
Folken


CURIOSIDADES, OTROS MUNDOS, ESFERAS PERSONALES...
La zona Porti
Gótico Málaga
Malicia en el país de las Maravillas
Lengua de gato
Lazos de sangre
Mi vida en 35 palabras
Tiempos de silencio

LA FRASE

Los sueños de la razón producen monstruos...


LINKS ALUCINANTES
Bizácoras
Bob Dylan
Antonio Reguera
Atame
Charles Bukowski
The Cure
Cinépatas
Nosologore
La Bicha 2003
Planeta Málaga

Elitevision


Archivos Recientes

Es el momento de marchar. En cuanto a vosotros... ...

Los festivales pobres sin acceso a internet. Lamen...

Top 10 bailes de cine

Momentazos de cine (V): Casi Famosos

Momentazos de cine (IV): El buscavidas

Mitología: Apolo

Un monstruo catódico pelea en nuestro bando

La consulta del Doctor: Higronauta más de cerca

Christina Ricci, una cadena y unos temazos de blue...

Cuidado con esos tipos del Tecnonúcleo, son muy chungos





Ser un verdadero poeta es convertirse en Dios.



Esa genial afirmación fue tan sólo una de las veces en las que me relamí de gusto leyendo los Cantos de Hyperion del señor Dan Simmons; que ha pasado a formar parte de mi Olimpo particular y eso que sólo me he leído cuatro libros suyos (si bien estoy leyendo el quinto ya).

Los Cantos de Hyperion son toda una amalgama de recursos del género de ciencia ficción ante que bien merecen que nos quitemos el sombrero y la gabardina, nos pongamos cómodos y nos dejemos llevar. Al leer las novelas de Simmons tienes la sensación de que este hombre conoce el género, y no es para menos; Simmons ha diseñado un universo muy complejo; por un lado la Hegemonía, una Federación de Planetas de humanos de diferentes mundos con diferentes gravedades, culturas y pensamientos. Al parecer tuvimos que dejar nuestro planeta (llamado Vieja Tierra en las novelas) por una catástrofe llamada El Gran Error. Primer elemento clásico de la cifi de toda la vida: el hombre que coloniza el espacio, al más puro estilo Space Opera.

Por otro lado tenemos el Tecnonúcleo, las máquinas adquirieron conciencia de su propia existencia, de su propio destino y de la posibilidad de ser verdaderamente una forma de vida autóctona. Intuyo que la expresión Deux Ex Machina les viene a la mente. Conviven también con los humanos cíbridos, algunos con personalidades copiadas a otro cuerpo biomecánico. De alguna forma es lo que están pensando: Robots.

Por otro lado además existen los éxters: humanos que dejaron de serlo tras adaptarse a otros medios valiéndose de la genética de algunos animales ¿o realmente siguen siendo humanos mejorados? He ahí otro elemento clásico: las razas alienígenas. Y entre máquinas independientes del hombre, humanos y éxters, un pequeño planeta llamado Hyperion con una extraña leyenda.

Simmons hilvana perfectamente todos estos elementos añadiéndoles complejidad estructural y argumental, esta estructura es similar a la de los Cuentos de Canterbury; la presidenta de la Hegemonía encarga a un diplomático viajar al extraño planeta, junto a él viajan 6 personas más. La leyenda en cuestión dice que si viajan 7 personas en peregrinación al lugar sagrado de las Tumbas del Tiempo el Alcaudón (un semi dios de metal lleno de espinas y protuberancias afiladas que además cuenta con cuatro brazos) les concederá un deseo. Parece ser que el momento es el apropiado. Los elegidos son: Un diplomático, un sacerdote católico, una detective, un profesor judío, un Templario (que pilota la nave arbórea que los transporta), un militar y un poeta. Con algo de recelo empiezan a contar el motivo de su peregrinación al extraño planeta, cuna de la sangrienta religión del culto de la expiación. Aquí hago un inciso, Simmons introduce el elemento religioso con gran acierto, consiguiendo un sabor muy especial.

La primera novela transcurre con los protagonistas narrando sus historias y con algunos hechos que ocurren durante su viaje. Todos los interrogantes que se quedan abiertos se quedan para la segunda novela de la tetralogía: La Caída de Hyperion, del que no diré gran cosa, salvo que se introduce de forma más notoria otro elemento muy querido en la cifi: los viajes en el tiempo.

Peeero siguen existiendo agujeros en la trama, y pegando un volantazo Simmons sitúa la acción de la tercera novela 274 años después de la segunda, donde el subgénero de ciencia ficción distópica toma forma, concretamente con una Teocracia de la iglesia católica y su organización militar llamada Pax intenta frenar la llegada de una nueva mesías. El encargado de protegerla será un guía de caza llamado Raúl Endymión. Precisamente Endymión es el nombre de la tercera novela.

Entre la tercera y cuarta novela también podemos vivir una preciosa historia de amor, además de una lucha por la libertad, una carrera contra los villanos que persiguen a los buenos... y sobre todo una trama ucrónica espectacular, con diferentes variantes y líneas temporales; perfectamente tejidas.

Los volúmenes son:

Hyperion
La caída de Hyperion

Tras estos dos volúmenes puedes dejar la historia aquí o puedes ver que pasa muchos años después (cosa de la que tienes ganas porque se te quedan cosas que merecen ser explicadas y analizadas, gran mérito del autor para engancharte)

Endymion
El Ascenso de Endymión

Estas dos últimas novelas se engarzan con las dos primeras, aunque la acción transcurra 274 años después; al fin y al cabo el tiempo no tiene por qué ser un inconveniente. No con Dan Simmons.


De veras que merece la pena, recomendada.


¡¡Aenea, la que enseña!! ¡¡Háblame del vacío que vincula!!

8 Comments:

Blogger AGAF said...

Excelente saga, no voy a decir la mejor pero esta al mismo nivel que otras como Dune,Ender o Fundación.

Recomendable para todas las edades y con ese personaje tan oscuro y misterioso que es el Alcaudon.

Un saludo

9:55 a. m.  
Blogger Mycroft said...

Me dan mucha pereza las sagas...Ya maldigo el talento de GRR Martin para enviciarme...

9:48 p. m.  
Anonymous ava said...

que muy feliz año nuevo guapísimo

1:14 a. m.  
Blogger estanli cuvric said...

Me leí la saga hará unos dos años. Creo que tardé menos de 3 semanas, tal era mi grado de adicción.

Desde luego es la obra cumbre de Simmons, tras la cual -en mi opinión- no ha vuelto a estar a la altura.
Ilión fue un intento de reverdecer los laureles de Hyperión/Endymión, pero ni de lejos lo logró.
No obstante, Simmons se merece el calificativo de PUTO AMO por haber escrito semejante tocho-pastiche de cifi.

Una recomendación (aunque seguramente ya la conozca), no deje pasar Criptonomicón, de Neal Stephenson, otra saga de las que hacen época.

2:56 p. m.  
Blogger Folken said...

Me los he pillado por navidad. Si no me gustan ya se a quien culpar Mwajajajaja

12:30 p. m.  
Blogger Dr.Benway said...

AGAF: Creo recordar que empecé la saga por recomendación suya, gracias.

Mycroft: llevo esquivando la canción de fuego y hielo bastante tiempo, a ver cuanto aguanto.

Ava: Igualmente

Mr. Cuvric: Ya estoy metido en Illión y de momento está bastante bien (aunque no al nivel de Hyperion claro está), ya conocía Criptonomicon, al menos de oídas y todos me lo recomiendan.

Folken: No creo que le defrauden.

1:09 p. m.  
Blogger forfy said...

Yo dudeaba con que saga comenzar porque me dan mucha pereza (la de Ender la abandoné, por cansina). Creo, después de leer (no al completo, temía el spoiler) el post creo que me voy a animar con Hyperion.

Saludos y perdón por lo de los robots! Voy a modificar el post ahora. Más vale tarde que nunca, verdad?

10:41 a. m.  
Anonymous Anónimo said...

Lo que sigue se refiere a las dos primeras tomaduras de pelo: Hyperion y Caída de Hyperion:
¡Menudo rollo metafísico!!!!! Desde luego, es ficción (a fuer de inverosímil), pero no es Ciencia_Ficción.
Al final, todo se reduce a una VULGAR trama bélico_política "a trois", camuflada y disfrazada con una historia como la de la salavación de Ntro. Sr. JesuCristo, pero mucho peor contada, nada fundamentada, inverosimil (logicamente).
En fin, muy malas estas novelas.
El que quiera leer Sci_Fi BUENA que busque Cántico a San Leibowitz, por ejemplo. Ya verá que diferencia hay entre Miller, un literato, y Simmons, una máquina de hacer dinero con "comida basura/rápida". También en Miller hay un trasunto del Salvador, pero respetando las leyes de la lógica y, sobre todo, la inteligencia de los lectores.

7:32 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home